Consejos para interpretar a elfos

Porque la cosa no es tan evidente. Un elfo no es un humano guapetón y luminoso. ¿Cómo puede afectar al comportamiento, a valorar lo que es importante o no, haber vivido miles de años? ¿Qué valor se le da a la heroicidad o al sacrificio cuando sólo puedes morir de formas violentas o no naturales? Por no hablar de la etiqueta o las costumbres sociales cuando, literalmente, tienes todo el tiempo del mundo. ¿Pueden tener cabida el sexo y la pasión en vidas infinitas? ¿Las familias y la sensación de unidad pueden extenderse indefinidamente porque todos los miembros están vivos simultáneamente, o eso hace los lazos más tenues? Son muchas preguntas, demasiadas, con lo cual no creo que nadie ponga en duda que un artículo para interpretar elfos en el rol o para escribir sobre ellos nunca estará de más.

Recordemos que hubo una época en la que “elfo” era un concepto que se oponía a “guerrero” o “mago”

Pero pensemos ahora en un artículo para interpretar a franceses. ¿De qué hablamos? ¿Croissants? ¿Despedirse a la francesa? ¿Decimos que, como demuestra la historia, tienen un carácter proclive a las revoluciones? Planteándolo desde el otro extremo, la pregunta que tendríamos que hacernos en realidad sería si es posible escribir un artículo serio sobre cómo interpretar a franceses o escribir personajes franceses. Y la respuesta debería ser no. Hay sesenta y siete millones de franceses, casi seiscientos cincuenta mil kilómetros cuadrados de país. ¿Qué tiene que ver alguien de un poblado rural del norte de Francia con un hijo de inmigrantes de los barrios marginales de París o con alguien de una familia rica de la Costa Azul? ¿Vamos a definir a estas alturas la “francesidad”? Y por eso probablemente nadie escribe sobre cómo interpretar a franceses y, si lo hiciera y yo fuese francés creo que sólo habría dos formas de tomármelo: como una sátira, o como una generalización básicamente ofensiva.

Creo yo que la idea de Valle-Inclán era que el esperpento fuese un recurso literario, no una forma de vida.

Y sin embargo, incluso con toda la supuesta buena voluntad del mundo, hay que seguir viendo artículos sobre cómo interpretar o escribir personajes femeninos y sobre las características esenciales de la feminidad. Muchos más que sobre elfos. Quizás porque aún cuesta entender que las mujeres son personas, no personajes.

J.

¿Para cuándo una guía para interpretar personajes masculinos que escriben guías sobre cómo interpretar a personajes femeninos?

Deja un comentario